Adiós al franquismo en Cervantes

Por: B-Biosca, S. L.  14/11/2008
Palabras clave: Residuos, Obra Civil, Derribos

13-11-2008. |Lleida| El monolito franquista de la plaza Cervantes comienza a ser historia. Después de retirar el nido de cigüeña de la cima con la ayuda de una gran grúa (será trasladado a la Mitjana), otra máquina comenzó ayer a derribar el monumento, que fue inaugurado el 1970. Las lozas que lo recubren cayeron con facilidad, pero el interior es de hormigón armado, de manera que solo se pudieron derribar unos dos metros, de los 22 que hace, y se tardarán dos días en finalizar toda la operación. La demolición despertó una gran expectación entre los vecinos. La Guardia Urbana cortó el tráfico en parte de la rambla d’Aragó, hecho que provocó colapsos desde Balmes hasta la avenida Catalunya.

Los operarios recuperaron la primera piedra del obelisco. Contenía 26,15 pesetas en moneda de la época, un sello y dos diarios del 13 de junio del 1969, que entonces costaban tres pesetas, y hablaban de Georges Pompidou como un inminente presidente de la República Francesa, de Gibraltar i del boxeador Urtain. También se ha conservado el acta firmada del gobernador civil y jefe provincial del movimiento, José María Martínez Val, y por el presidente entonces de la Diputación de Lleida, José María Razquín.

El alcalde de Lleida, Angel Ros, afirmó que el monolito “no encaja con el nuevo diseño de la plaza, que estará lista dentro de 10 meses o un año”. Sí que se conservarán, en cambio, las dos rejas de la prisión de Lleida, que se construyó en este emplazamiento el 1895 y que fue derribada el 1964. Así mismo, indicó que retirarán un escudo franquista que queda en Gardeny cuando rehabiliten el edificio y añadió que están revisando el expediente para retirar la medalla que la Paeria otorgó al general Franco el 1941.

La portavoz de ERC, Montse Bergés, dijo “aunque hoy hace mal y hiere muchas sensibilidades” y anunció que en la próxima comisión de Cultura preguntará porque no se ha iniciado el expediente administrativo para dejar sin efecto la distinción.

En lo que se refiere a la petición de la Candidatura de Unidad Popular de canviar el nombre de la calle Alcalde Areny, lo descartó afirmando que “en todo periodo histórico, incluso el franquismo, ha habido personas que han trabajado por la ciudad”.

La Paeria atribuye el obelisco a Gomà i su hijo lo niega. La Paeria ratificó ayer, después de consultar sus archivos, que el monolito “fue disñeado por el que entonces era arquitecto municipal, Mariano Gomà Pujades, con el objetivo de perpetuar la memoria a los caídos en la Guerra Civil”. No obstante, Mariano Gomà Otero, hijo de Gomà Pujades y también arquitecto, negó a este periódico que su padre sea el autor. Gomà dijo que en sus archivos no consta ningún documento relativo a esta obra y desmintió que fuese arquitecto de la Paeria. “Nunca lo fue. Además, el 1960 él y toda su familia se trasladaron a Madrid”, destacó. Gomà, que preside la Cruz Roja local, dijo que puede haber una “confusión” derivada del hecho, que su padre sea el autor del edificio de la delegación de Hacienda, construído a mediados de los sesenta. “Los únicos monumentos que construyó en Lleida son la Creu dels Tres Tombs y el Enric Granados”, concluyó.

Palabras clave: Demoliciones y Derribos, Derribos, Escombros, Obra Civil, Residuos, Transporte De Residuos