Revestimiento volcánico como aislante y disipador solar

Por: CEMEX ESPAÑA, S.A.  21/06/2010
Palabras clave: Actividades logísticas en empresas

La Cisnera es un pequeño núcleo de carácter rural, que crece linealmente a borde de camino, en la zona alta del municipio de
Arico, al sureste de la isla de Tenerife. El nuevo centro socio-cultural, a cargo de
GPY Arquitectos, se configura como una prolongación del espacio público de la plaza, a la que se abre completamente.

El edificio se construye mediante el diálogo de dos pieles; una envolvente exterior continua y abstracta de color blanco y una envolvente interior cálida de madera. Se plantea una delimitación flexible de los espacios previstos en el programa de necesidades, disponiendo tabiques móviles para una modulación libre de usos y actividades, lo que permite su integración en un espacio único de encuentro y su prolongación hacia la plaza. Esta cualidad espacial, que posibilita un variado uso interno, confiere al centro su carácter público, potenciando el espacio urbano de la ermita – plaza como centro de encuentro y vida social, y manteniéndola como elemento singular.

La envolvente exterior del edificio se pliega puntualmente para habilitar el acceso y enmarcar el paisaje del entorno desde la plaza y viceversa. Se resuelve mediante un revestimiento continuo proyectado a mano, de revoco grueso con jable, un árido volcánico local de naturaleza pumítica. El jable se utiliza en las técnicas agrícolas tradicionales de la zona, como manto protector del suelo. La naturaleza micro-alveolada de este árido le confiere un alto grado de aislamiento térmico y el color claro del acabado una alta disipación de la intensa radiación solar. Por su elevada capacidad higroscópica (captación de la humedad ambiental) mantiene húmedo el sustrato, mientras que en caso de lluvias torrenciales evita en gran medida las escorrentías superficiales. Para aprovechar en el proyecto estas cualidades del jable, se estudió en cada caso la técnica constructiva más adecuada para incorporarlo como material del revestimiento continuo de la envolvente exterior.

En los paramentos verticales, el árido se proyecta sobre un mortero de revoco monocapa tipo OC-LW-CSIII-W2 Ibersec de Cemex, que actúa como barrera a la penetración del agua de lluvia pero mantiene la permeabilidad al vapor de agua, evitando condensaciones en el interior. La elevada prestación a las exigencias mecánicas de la fachada de este mortero soporte permite el tendido de grandes paños, que confieren el carácter continuo y abstracto al conjunto.

La cubierta se configura como un manto de 15 cm de espesor de “hormigón poroso”, con el mismo árido de base, una dosificación pobre de cemento blanco BL 22.5 X y baja cantidad de agua. Esta solución del revestimiento de la cubierta aprovecha las propiedades del jable, procurando tanto el aislamiento térmico y de la radiación solar, como una superficie permeable que absorbe el agua de lluvia.  En virtud de la suave inclinación de la cubierta y la cualidad higroscópica del árido, el agua de lluvia se recupera y conduce de manera gradual hasta un único punto de evacuación permitiendo su recogida y posterior reutilización.

La piel interior de madera se despliega en múltiples configuraciones, optimizando el uso variable del espacio interior como prolongación cubierta de la plaza. La orientación de la apertura principal y la disposición del parteluz que delimita el contorno del edificio, evita la incidencia directa de la radiación solar en el interior de la sala, procurando un ambiente luminoso y fresco, una sombra protegida de la plaza.

Palabras clave: Actividades logísticas en empresas

Ponte en contacto con CEMEX ESPAÑA, S.A.

No se ha introducido ninguna página web

No se ha proporcionado ningún correo electrónico

Imprimir ésta página