DISIPADORES DE CALOR POR GRAVEDAD SIN COMPONENTES ELECTRICOS PARA INSTALACIONES DE ENERGIA SOLAR TER

Por: AGUIDROVERT SOLAR SL  22/09/2009
Palabras clave: Aire Acondicionado-Climatización, Abastecimiento de Aguas, Aerotermos

DISIPADORES DE CALOR POR GRAVEDAD SIN COMPONENTES ELÉCTRICOS PARA INSTALACIONES DE ENERGÍA SOLAR TÉRMICA

Los disipadores de calor por gravedad son sistemas de protección sin componentes eléctricos, que eliminan el exceso de calor generado principalmente por los sistemas de energía solar térmica, tanto con paneles planos como con tubos de vacío. De esta manera, disipan el exceso de calor de las instalaciones solares por falta de consumo, averías o falta de fluido eléctrico en las instalaciones, o cualquier otra circunstancia, funcionando en todo momento, ya que no dependen de la existencia o no de corriente eléctrica.

Los disipadores de calor por gravedad se componen de válvula termostática pre ajustada a 90 ºC provista de actuador mecánico a dilatación, intercambiador de calor por convección natural y circulación por gravedad.
 
Cumplen, con fiabilidad total, las exigencias del código técnico de la edificación, HE4 apartado 3.2.2.3.1; el RITE, la ordenanza Solar de Barcelona Guía Inspección OST, V 2.0.-11 de julio 2007, la norma UNE EN 12828 de limitar la temperatura de salida de los colectores solares a 105 ºC y el resto de ordenanzas aplicadas en el territorio español.
 
Su funcionamiento no depende de electroválvulas, motobombas, ventiladores ni de suministro eléctrico.
 
Los disipadores de calor por gravedad prolongan la vida útil de las instalaciones y eliminan las intervenciones por mantenimiento correctivo, ya que evitan problemas de:
- Corrosiones e incrustaciones en el interior de los colectores por entradas de aire
- Cavitación de electrobombas
- Degradación de las superficies selectivas de los colectores
- Degradación del fluido calorportante
- Presiones elevadas y pérdidas del fluido calorportante
- Envejecimiento de la instalación
- Estrés térmico de la instalación (evitando grandes saltos térmicos entre la temperatura ambiente y la del colector)
- En gran medida el mantenimiento de la instalación la efectúa la propia disipación estática.

  

DESCRIPCION DEL FUNCIONAMIENTO DE LOS DISIPADORES DE CALOR POR GRAVEDAD:
Se ha considerado la temperatura de 90°C como las condiciones límite de funcionamiento de un sistema de energía solar térmica con colectores planos. El sistema se compone de: válvula de 4 vías termostática con separador ciclónico de aire y tubo de by-pass, intercambiador de calor de cobre aleteado en baterías de 3 y 6 tubos, válvula de retención. Permite tres diferentes posibilidades de funcionamiento:

 

Funcionamiento normal:
El fluido calor-portante pasa, exclusivamente, por el campo de colectores. La válvula de retención impide la circulación a través del intercambiador de calor. Con temperaturas inferiores a 90°C la válvula abre el paso de agua a la instalación y mantiene cerrada la vía hacia el intercambiador de calor.

 

Disipación parcial con bomba (baja demanda energética):
En épocas de gran aportación solar y baja demanda de calor, situación típica del verano, y cuando la temperatura de salida de los colectores se sitúa en torno a los 90°C, la válvula inicia la apertura de la vía hacia el disipador y se produce el enfriamiento del fluido. A partir de éste momento, la válvula dará mayor ó menor paso hacia el disipador, en función de la temperatura de salida. El tubo de by-pass desempeña el papel de retorno del intercambiador de calor. A mayor temperatura, mayor sección de salida hacia el intercambiador y menor de paso a la instalación, e inversamente. El doble émbolo de la válvula se posicionará automáticamente, manteniendo en todo momento la temperatura límite consignada, 90°C.

 

Disipación por gravedad (paro de la bomba):
Cuando se desconecta el grupo electrobomba (avería, interrupción del suministro eléctrico, ausencia por vacaciones en centros escolares, etc.) rápidamente, el fluido de los colectores alcanza la temperatura máxima de consigna, 90°C. La válvula de retención, que en reposo está siempre abierta, en el momento que la bomba deja de funcionar, se establece automáticamente la circulación por gravedad, TERMOSIFÓN, entre la ida del colector, el tubo de by-pass y el retorno del colector. El agua circula por el tubo de by-pass en sentido contrario y transmite al sensor de la válvula la temperatura más alta del fluido. La válvula abre la vía hacia el intercambiador y éste enfriará en la totalidad de su superficie. Como en el caso anterior, la válvula se posicionará automáticamente limitando el salto térmico, aproximado, de 60°C , entre el fluido de los colectores y la temperatura ambiente. El agua fría de retorno del intercambiador, de mayor peso específico que la caliente de los colectores, genera la presión suficiente para establecer la circulación del fluido, con lo que la disipación se regula sin más energía que la debida a la gravedad.

 

 

AGUIDROVERT SOLARdistribuye los disipadores de calor por gravedad para instalaciones de energía solar térmica, tanto con paneles planos como con tubos de vacío, evitando el problema más habitual de la energía solar, que es el sobrecalentamiento de las instalaciones.

 

Para más información, pueden descargar las características, tarifas y precios de los distintos sistemas y kits, en la sección de catálogos de nuestra página web

Palabras clave: - Refrigeración - Frío Industrial, Abastecimiento de Aguas, Abastecimientos - Calefaccion. Climatizacion - Fontaneria - Obra Publica - Ceramica, Accesorios Energía Solar, ACS y calefacción, Acumulador, Aerotermos, Aerotermos Eléctricos, Aire Acondicionado-Climatización,

Ponte en contacto con AGUIDROVERT SOLAR SL

Correo electrónico

Imprimir ésta página

Datos de contacto

c/ Miguel de Cervantes 20,
Zaragoza, ZARAGOZA, 50006,

Principal: 976302135
Fax: 976468085